Primeros Auxilios: Parte II

SOCORRER A LA VÍCTIMA

     Nota Informativa: Lo que aquí se va a exponer es meramente de carácter informativo, y que por consiguiente os recomiendo encarecidamente que hagáis un curso de primeros auxilios, pues aunque os impartirán teoría y práctica que a priori podrá parecer básica, esa información es tan vital la que salva vidas.

     Recordar que la primera parte de primeros auxilios la podéis ver aquí: https://masquecurvas.wordpress.com/2013/04/15/primeros-auxilios-parte-i/

Importante: Como norma básica y elemental no se debe mover a nadie que haya sufrido  un accidente hasta estar seguro de que se pueden realizar movimientos sin  riesgo de empeorar las lesiones ya existentes (No obstante, existen  situaciones en las que la movilización debe ser inmediata: cuando las  condiciones ambientales así lo exijan o bien cuando se debe realizar la  maniobra de reanimación cardiopulmonar). Si además la persona accidentada es un motorista no se debe de extraer el casco si no se conoce la técnica o no se está entrenado para ello (A continuación os dejo una página web donde podréis ver mitos y el porque no se debe extraer un casco si no estás capacitado para ello: http://www.circulaseguro.com/conductor-y-ocupantes/en-caso-de-emergencia-2-le-quitamos-el-casco )

Imagen

    

     Segunda regla de ORO: el ABCDE (hay otras personas que  utilizan otra regla que es la evaluación CAB -Circulación, vías Aéreas y Respiración/Breathing-, pero la gran mayoría y en casi todos los protocolos a día de hoy utilizan el ABCDE)

irway = Vía aérea + control cervical

     B – Breathing = Análisis ventilación

     C – Circulation – Análisis de la circulación + control hemorragias externas

     D – Disability = Exploración neurológica básica

     E – Exposure = Evitar la hipotermia, es decir, proporcionar calor.

ImagenA – Airway = Vía aérea + control cervical

     Debemos comprobar la permeabilidad de la vía aérea (observar que puede pasar el aíre y que no haya nada que lo obstruya) manteniendo en todo momento el control cervical.

     La causa más frecuente de obstrucción de la vía aérea es la caída de la lengua hacia atrás que suele ocurrir en las situaciones de inconsciencia. Otras causas son la presencia de vómitos, secreciones, sangre, cuerpos extraños como dentaduras postizas o el desprendimiento de la propia dentadura, etc.

     ¿Cómo se abre la vía aérea?

     Si nuestro paciente está con un nivel de conciencia bajo o en coma, si no es capaz de emitir palabras, el primer paso es comprobar si su vía aérea está obstruida. Lo primero a realizar será abrir la vía aérea (tracción mandibular) y luego limpiar la boca de posibles cuerpos extraños si son accesibles.

Imagen

     En todo momento debemos evitar el producir o agravar una posible lesión cervical. Para ello, cualquier movilización del paciente deberá ser rigurosa en cuanto a este aspecto. Para cualquier maniobra evitaremos extensiones y flexiones del cuello. Ambas maniobras son peligrosas, pero sobretodo la flexión del cuello. Si sospechamos traumatismo a nivel cervical, debemos movilizar al paciente sin dichas maniobras de flexo‐extensión del cuello (por ejemplo la maniobra de frente‐mentón). Además, si disponemos de un collarín cervical, lo colocaremos, siempre en la maniobra de colocación sin movilizar el cuello del paciente. El mero hecho de traumatismo en cabeza o cuello, o de tratarse de accidente de circulación o traumatismo violento, es motivo suficiente para colocar collarín hasta que en el Hospital le realicen las pruebas diagnósticas.

     ¿Cómo se realiza el control cervical?

     En todo paciente politraumatizado debe mantenerse la estabilidad de la columna cervical, especialmente durante su movilización y/o maniobras de apertura de la vía aérea. Por ello mantendremos control manual y colocaremos collarín cervical en todos estos pacientes, especialmente cuando se sospeche lesión cervical. (Una persona se sitúa a la cabeza de la vícitima traccionando -tirando hacia sí- el cuello de la víctima con las dos manos. Se colocarán el primer y segundo dedos en ambos lados de la mandíbula inferior del paciente, 4º y 5º bajo el mentón, y los pulgares sujetando la cabeza, apoyándose siempre en partes óseas. La otra persona/socorrista/médico/enfermera colocará el collarín alrededor del cuello de la víctima sin mover la cabeza de ésta).

Imagen

ImagenB – Breathing = Análisis ventilación

     ¿Cómo valorar la respiración?

     Si está inconsciente, ponga una mano sobre la frente de la víctima, echando hacia atrás suavemente la cabeza y  la otra mano sobre la barbilla, abriendo la boca. Aproxime su cara a la cara de la víctima, mirando hacia el tórax,  escuchando y sintiendo en su mejilla cómo exhala el aire y observando cómo se eleva el tórax. No emplee más de 10 segundos en esta operación.

Imagen

     – En caso que el paciente no respire o su respiración sea ineficaz (boqueos, escaso movimiento torácico), inicie  maniobras de  Reanimación cardiopulmonar. (la RCP la veremos en el siguiente post).

     – Si la víctima está consciente, valore el ritmo de la respiración  (continuo o con paradas prolongadas), profundidad y rapidez. Para ello exploraremos el tórax descubierto y dividiremos el tórax en dos tomando como línea media el esternón, de tal manera que tendremos que ver si los dos hemitórax se mueven, si lo hacen deprisa o despacio, etc.

    

     Si la persona respira deberemos de colocar a la víctima en posición Lateral de Seguridad (Ojo: no realizar esta maniobra si se sospecha de traumatismo o si no se sabe realizar la técnica).

Imagen

     –Si la persona no respira deberemos de realizar 2 insuflaciones de rescate y si la víctima no tiene pulso (ver a continuación) deberemos de realizar la Reanimación Cardio-Pulmonar (la RCP la veremos en el  siguiente post).

ImagenC – Circulation – Análisis de la circulación + control hemorragias externas

     Aquí debemos de ver dos cosas, una si tiene pulso y otra si tiene hemorragias.

     ¿Tiene pulso?

     Todas las guías que os pongo y que he consultado dicen lo mismo: Palpando el pulso carotídeo, sólo en  uno de los lados y nunca con el dedo  pulgar (ya que este dedo tiene pulso propio y se podría confundir con el de la víctima. Es importante recordar que no se pueden palpar ambas arterias  carótidas a la vez pues reduciría el aporte de sangre al cerebro). Para ver si se tiene pulso se localiza la nuez o cartílago cricoides y se desplaza con el primer y segundo dedo hacia el borde derecho o hacia el borde izquierdo (justo donde acaba ese tacto duro que es la tráquea encontraremos la carótida).

     ImagenSi no tiene pulso, indica que su corazón ha dejado de bombear sangre,  con lo que hay que iniciar inmediatamente el bombeo artificial mediante  la técnica de “compresiones torácicas externas” (lo veremos en la siguiente entrada).

     ¿Tiene hemorragias?

     Denominamos hemorragia a cualquier salida de sangre de los vasos sanguíneos, como consecuencia de la rotura de los  mismos.

     Existen dos tipos de clasificaciones:

     1.- ATENDIENDO AL DESTINO FINAL DE LA SANGRE:

     Hemorragias Internas: Cuando la  sangre va a parar a una cavidad  del organismo, por lo que, en estos casos, no se ve.

     Hemorragias Externas: Cuando van acompañadas de una herida en la piel, con lo que la sangre se ve directamente.

     Hemorragias Exteriorizadas: Son más específicas y no se verán en esta entrada.

     2.- ATENDIENDO AL TIPO DE VASO QUE SE HA ROTO:

     Hemorragias Arteriales: Cuando la sangre es de color  “rojo vivo”, ya que es muy rica en 02, y sale a borbotones o a golpes (por efecto del latido cardiaco).

     Hemorragias Venosas: Aquí la sangre es de color ‘rojo oscuro”,  ya que transporta CO2, y la sangre sale de forma continua y sin presión

     Entonces ¿cómo parar una hemorragia?

     Efectuar una presión en el punto de sangrado durante todo tiempo hasta que llegue la ambulancia con un apósito lo más limpio y aséptico posible (preferiblmente se prefiere material estéril, como gasas, compresas, vendas…).

     Si con el primer apósito no fuera  suficiente, añadir más encima, pero nunca quitar el anterior, y se volvería a presionar inmediatamente. Esta operación se realizará tantas veces como sean necesarias.

     Si la compresión local se efectúa con decisión y la presión se mantiene, suele ser suficiente hasta el traslado a un centro adecuado, aún cuando la hemorragia sea muy profusa.

Es importante observar la coloración por debajo del vendaje y si aparece color azulado o amoratamiento, hormigueo o dolor intenso, afloje progresivamente la presión, siempre y cuando el sangrado no aparezca nuevamente.

     Si hay shock (el paciente esta taquicárdico, con aumento de la frecuencia respiratoria, frio, sudoroso, etc), y no hay hemorragia externa, sospecharemos hemorragia interna. Ante una hemorragia NO se debe DAR de COMER NI BEBER a la víctima.

ImagenD – Disability = Exploración neurológica básica

     Aquí ya tenemos una parte hecha, que es la de saber si la persona está consciente o no. A partir de ahí lo mejor es esperar a que lleguen los profesionales y ellos se encarguen de mirar reactividad pupilar, posibles alteraciones motoras y sensitivas, etc

ImagenE – Exposure = Evitar la hipotermia, es decir, proporcionar calor.

     Cuando el organismo humano recibe una lesión, se activan los mecanismos de autodefensa implicando, en muchas ocasiones, la pérdida de calor corporal. Esta situación se acentúa cuando existe pérdida  de sangre, ya que  una de las funciones de ésta es la de mantener la temperatura interna del cuerpo.

     En los próximos días os hablaré de la RCP, ¡Estad atentos!

     Aquí os dejo las páginas web de donde he sacado la información por si quereís hechar un vistazo o ampliar información:

www.madrid.es/UnidadesDescentralizadas/Emergencias/Samur-PCivil/Samur/Apartados-secciones/6- Descargas y Publicaciones/Ficheros/Guia_PrimerosAuxilios_SAMUR.pdf

http://www.madrid.es/portales/munimadrid/es/Samur/Samur—Proteccion-Civil?vgnextfmt=default&vgnextoid=c88fcdb1bfffa010VgnVCM100000d90ca8c0RCRD&vgnextchannel=84516c77e7d2f010VgnVCM1000000b205a0aRCRD&idioma=es&idiomaPrevio=es&idCapitulo=6432282&rmEspecial=c88fcdb1bfffa010VgnVCM100000d90ca8c0RCRD&rmCapitulo=e739510a521de010VgnVCM1000000b205a0aRCRD

http://www.unirioja.es/servicios/sprl/pdf/manual_primeros_auxilios.pdf

http://www.dgt.es/revista/archivo/pdf/num148-2001Dossier.pdf

http://www.fundacionfrs.es/archivos/_Manual_de_Emergencias_y_Primeros_Aux.pdf

http://www.praxismedica.org/pdf/397-404.traumatologia.pdf

     Los esquemas y las fotos han sido sacadas de: http://www.fundacionfrs.es/archivos/_Manual_de_Emergencias_y_Primeros_Aux.pdf

Firmado: Un galeno

Anuncios

Un comentario sobre “Primeros Auxilios: Parte II

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: