Prueba de Yamaha XTZ 1200 Super Ténéré

Últimamente me llaman mucho la atención las motos de estilo trail, por lo polivalentes que las veo para casi todo tipo de uso. Eso, o que debe ser que inconscientemente tengo intención de correr el próximo Rally Dakar, porque parece que lo único que me apetece probar son este tipo de motos, jeje.IMG_20140607_103756

En esta ocasión, el concesionario Motos Cortés realizó los Yamaha Weekend el pasado 7 de Junio, poniendo a disposición de todos los aficionados que quisieran probar alguno de los modelos actuales de la marca.

Por si aún no lo habéis adivinado, la que yo elegí fue la Yamaha XTZ 1200 Supert Ténéré. Una maxitrail de armas tomar.

IMG_20140607_104045

Con un propulsor bicilíndrico de 1.199 cc y 112 cv esta moto se erige como una auténtica bestia en cualquier terreno (aunque únicamente la pudimos probar en carretera). En cuanto a las cifras de par, realmente son asombrosas, 117 Nm a 6.000 rpm.

La transmisión es por cardan y cuenta con una caja de cambios de 6 velocidades. Cuenta con el control de tracción de 3 etapas. Este sistema, denominado YCC-T por Yamaha, es un sistema de aceleración controlada por circuito integrado, y es posible desactivarlo para aumentar la tracción de la rueda trasera sobre el barro. También dispone del sistema de gestión del motor regulable D-MODE de Yamaha.

En cuanto a la parte ciclo, cuenta con una horquilla telescópica invertida y regulable de 43 mm de diámetro, con un recorrido de 190 mm. En la parte trasera nos encontramos con un amortiguador único regulable en precarga y rebote.

IMG_20140607_103814El sistema de frenos es de doble disco ondulado de 310 mm en la parte delantera, y de un solo disco ondulado de 282 mm en la parte trasera. Más que suficiente para detenerla rápidamente.

Los neumáticos que calza este monstruo son de medidas 110/80-R19 el delantero y de 150/70-R17 el trasero. No son especialmente anchos, pero eso es lo que nos permitirá movernos más ágilmente en las pistas fuera de carretera.

LA PRUEBA

Nada más llegar y acercarme al bicho, me impresionó, ya que el que suscribe estas líneas no es que destaque especialmente por su altura, y con mi 1’72 m que mido, bajar la moto del caballete me resultó una tarea un poco delicada. La altura del asiento es de 845 mm (que puede aumentar hasta 870 mm al ser regulable), con lo que junto con la Honda Crosstourer, son las dos motos más altas que me he subido y que me han supuesto un “reto” llegar al suelo en el momento de parar.IMG_20140607_103749

Otro de los hándicap a los que me enfrenté fue su peso. El peso del conjunto con los depósitos de aceite y gasolina llenos es de 257 kgs, con lo cual maniobrar en parado es algo costoso.

Nos ponemos en marcha y ya el peso no parece tanto, de hecho parece que la moto se ha aligerado, puesto que se maneja estupendamente bien, mostrando un aplomo y una estabilidad realmente buena.IMG_20140607_103953

Salimos a la autovía y me pongo a mirar las opciones del ordenador (muy curiosa la presentación que tiene al dar al contacto), y veo que se puede configurar el motor en dos modos, el modo T y el modo S. El modo T, es el modo turismo, ideal para una conducción suave y tranquila, ya que presenta una aceleración muy lineal y el acelerador responde de forma suave. Sin embargo, con el modo S nos encontramos la otra cara de la moneda, la bestia al descubierto, ya que el comportamiento cambia totalmente. Ahora tenemos una aceleración y una respuesta del motor mucho más brusca, que hará las delicias si le buscamos las cosquillas en conducción sport.

Otra opción que trae el ordenador de abordo es la posibilidad de configurar las suspensiones, acorde al modo de conducción que vayamos a hacer, endureciéndolas o ablandándolas.

También podemos ver que equipa puños calefactables, aunque no los probé.

En autovía, la posición de conducción es de lo mejor que tiene. Vas sentado de forma relajada y elevado, lo que permite tener un mayor control de lo que pasa a nuestro alrededor, pudiendo anticiparnos a cualquier imprevisto. La cúpula cubre decentemente a pesar del tamaño (un consejo: no pongáis la GoPro en la cúpula, o sino iréis pensando todo el camino que la perdéis… vibra una burrada, así que como comprenderéis, el vídeo que salió ni se nos ocurre subirlo…).

En carretera abierta, se puede pasar un buen rato con esta moto. A pesar de verla grande y parecer torpona se desenvuelve bastante bien en curvas, y como ya dije antes, mostrando un aplomo realmente bueno y, en el modo sport, te podrá sacar una sonrisa en la cara durante tu tramo de curvas favorito. Los frenos cumplen su función y pararán la moto en pocos metros.

En cuanto a los consumos, durante la prueba el ordenador marcó una media de 5,4 litros a los 100 kms, que no está nada mal, con un ritmo normal, con algún achuchón que otro. Más o menos, según marcaba el ordenador, a una velocidad de 120 km/h la moto va consumiendo unos 5 litros a los 100 kms. Con una capacidad del depósito de 23 litros, nos daría para recorrer unos 400 kms teóricamente.

El precio de la moto se encuentra en 13.999 €. No está mal teniendo en cuenta lo bien equipada que viene.

Agradecer a Motos Cortés la posibilidad de probar los modelos actuales de Yamaha, su amabilidad y trato durante lo que duró el evento y el aperitivo que nos invitaron a la finalización del mismo.

GALERÍA

Jorge Gixxer

Anuncios

Un comentario sobre “Prueba de Yamaha XTZ 1200 Super Ténéré

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: